¡Libera tu voz, eleva tú vibración!

La exploración por encontrar mi voz auténtica comenzó hace muchos años y ha sido un viaje al interior, profundo y revelador. Abrir espacio y liberar mi voz ha sido y sigue siendo un proceso de autoconocimiento lleno de emociones, sorpresas y sobretodo una profunda elevación y reverencia por la perfección de la creación. En este proceso, el Naad Yoga y los mantras han una poderosa fuente de sanación y reconexión con mi organismo sonoro y el poder del sonido.

Usamos nuestra voz todos los días pero no hacemos conciencia de todo lo que ella guarda. Desconocemos sus potenciales, su reverberación y su conexión con nuestro corazón. Nuestra voz está directamente relacionada con nuestras emociones y a través de ella podemos hacer un viaje profundo de autoconocimiento y sanación.

¿Sabías que tu voz es una de las herramientas más medicinales a las que puedas tener acceso? La voz con intención es el vehículo más efectivo para transmitir vibraciones curativas, capaces de efectuar cambios en nuestro cuerpo físico y sutil.



No se trata de imitar estéticas preconcebidas, ni de “cantar bien”. Se trata más bien de experimentar que somos un organismo sonoro, que vibramos y que a través de esta vibración, que es energía pura, afectamos nuestro entorno y nuestra propia frecuencia. Nuestra vibración trae medicina. Nuestra voz es única y está ahí, lista y perfecta en nuestro corazón, queriendo salir y ser liberada. Nuestra voz es nuestra manera de expresarnos, de agradecer, de conectar con el otro y con todo lo que nos rodea.

Es posible encontrarnos con esa voz medicinal y única que todos tenemos cuando dejamos ir los juicios y nos damos el permiso, desde una mirada inocente y juguetona, como cuando éramos niños.

A partir de mi propia experiencia y lo que he aprendido en este camino, te invito a que exploremos juntos el poder de nuestro sonido sagrado y la manera cómo éste puede elevarnos y generar cambios en nuestra vida.

Camila Rivera

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo